Saltar al contenido

Cuchillo Japones DEBA

Si eres una persona práctica en la cocina seguro que los cuchillos japoneses Deba te van a encantar, pues tienen triple función: cortar hueso, deshuesar y filetear, todo ello de manera pulcra, muy fina y delicada y, lo mejor de todo, cómoda y segura.

¿Qué significa Deba?

Deba es un concepto que significa libertar, es decir, trabajar de manera libre. Este se utiliza para esta pieza de cocina debido a que es bastante versátil. El cuchillo Deba sería el equivalente al nuestro cuchillo de cocinero o chef, que lo usamos un poco para todo.

En cuanto al origen del cuchillo, indicar que, curiosamente, se diseñó para el corte de tabaco.

Características físicas de los cuchillos japoneses Deba

Este es un cuchillo tradicional, que tiene forma de pala de trabajo.

Características de la hoja del cuchillo Deba

  • Se forja en acero Damasco, Yasugi o aleación.
  • Es ancha junto a la empuñadura y se va estilizando para acabar en punta de garfio, la cual se busca que sea del mismo alto que el mango.
  • Sólo está afilada a un lado.
  • La espiga es robusta y ancha, de manera que podamos ayudarnos de la otra mano, apoyándonos en ella.
  • Sus medidas pueden ser de aproximadamente 10, 15 y 21 cm (para uso doméstico) y van en función del tipo de cuchillo Deba que elijas, pues, a su vez, existen tres modelos diferentes. Los profesionales usan hojas de 24 cm.

Características del mango del cuchillo Deba

  • Son entre un 20 y un 25% más cortos que la hoja, con modelos con mangos que igualan e incluso superan el tamaño de esta.
  • Se monta en maderas de magnolia, ébano, mikarta…
  • Los encontramos con o sin virola por igual.

¿Para qué sirve el cuchillo Deba?

Este tiene como uso principal el despiece de pescados medios y grandes y, de manera menos acusada, para aves y piezas de carne. Ello es posible debido tanto a la forma de la hoja como a los cortes precisos a la par que profundos que se consiguen, siempre con un gran control que tenemos en la presión que ejercemos.

La parte posterior de la hoja, dura pero perfectamente afilada, permite que se puedan cortar también huesos delgaditos sin la necesidad de cambiar de cuchillo. Con la punta se deshuesa.